Soluciones para evitar averías en compresores y soplantes

15 de enero de 2019

Este año puedes evitar las paradas en tu planta de producción. Según las estadísticas, las peores averías que sufren las máquinas, suelen estar producidas por no tener en cuenta, los síntomas de un mal funcionamiento de las piezas más pequeñas. En Aerzen Ibérica cuidamos hasta el último detalle, ofreciéndote las mejores soluciones, que suponen un gran ahorro en el mantenimiento de tus equipos. Te mostramos la mejor manera de prevenir las pérdidas de tiempo y las averías graves con nuestra promoción. 

Si analizamos las piezas más importantes de las máquinas Aerzen, una de ellas es, sin duda, la válvula de seguridad. Es clave para el arranque de las máquinas, ya que protege de un exceso de presión tanto a las soplantes como a los compresores.

Los principales problemas que pueden surgir por un mal mantenimiento de la válvula de alivio o de seguridad, es causar la rotura de la máquina por una sobrepresión. Uno de los primeros síntomas, en este caso en el compresor o en la soplante, es el calentamiento de la máquina. Hay un mayor consumo, y se eleva la presión.

La consecuencia más importante, es la insuficiente presión o caudal necesario, para que el equipo trabaje eficientemente. A veces, el cliente confunde un mal funcionamiento de la válvula, con que la máquina está averiada. Si la válvula no tiene un buen mantenimiento, puede no cerrarse correctamente, perdiendo caudal. Si la válvula se ha abierto por una sobrepresión, se detecta rápidamente por una pérdida de carga en el sistema, y un ruido anormal, causado por la válvula al estar aliviando aire.

El principal factor por el que la válvula de seguridad puede estropearse, es por un mal mantenimiento. Lo ideal, es que la máquina nunca pase los límites de su máxima presión. Si la máquina trabaja a 650 mbar la válvula debe trabajar a 700 mbar máximo, siempre. Si cada vez que se para el equipo, al encenderse de nuevo pasa los 700 mbar, la válvula comienza a abrirse por tener sobrepresión, y de ahí el problema.

Si esto ocurre diariamente (encender y apagar el equipo), el bronce de la válvula se desgasta más rápido. En caso de emergencia (que la máquina pase la presión máxima), lo que hace la válvula es abrirse para que escape el aire, para no superar los 750 mbar, o para que no llegue a 800 mbar.

PROMOCIÓN AERZEN 

Válvula de seguridad

Con nuestra promoción, te ofrecemos las mejores soluciones, que suponen un gran ahorro en el mantenimiento de tus equipos, evitando así, averías graves.

Si la válvula de seguridad no funciona correctamente, el servicio técnico de Aerzen Ibérica te la reemplaza de inmediato. Nuestros profesionales también analizan la pieza, para detectar cualquier tipo de problema. Dependiendo del diagnóstico, la reparación o cambio de válvula se clasifica en tres categorías:

A. Reparación de las dos piezas principales de la válvula.

B. Reparación de una de las piezas principales de la válvula.

C. Labores de mantenimiento de la válvula.

Doble seguridad para tus compresores y soplantes, con el sello de calidad de la mano de nuestro servicio de posventa. 

RECOMENDACIONES 

Para alargar la vida y el buen funcionamiento de la válvula de seguridad ó de alivio, hay que tener en cuenta:

– El control en la etapas de mantenimiento, mantener una correcta lubricación, evitar los arranques con sobrepresión en la línea (picos) y  muy aconsejable tener un AERomat, para que la válvula y la máquina no sufran.

– Para el buen rendimiento de los equipos y ahorrar costes en electricidad y reparaciones, lo más aconsejable es cambiar la válvula por una nueva. Ésta se amortiza en 4 meses, y asegura el buen funcionamiento de las máquinas. Además se debe hacer un mantenimiento adecuado de la válvula, para evitar los costes adicionales, asegurándote así el mayor rendimiento de las máquinas.

¿Qué puede haber imprevisto para el que nada ha previsto?. Paul Valéry.

Presupuestos: service@aerzen.es o  info@aerzen.es

Para más información, visita nuestra web www.aerzen.es.

Únete a nuestra red profesional en LinkedInTwitter y Facebook.

Deja un comentario